Cuando BRANDSUMMIT me propuso escribir en su blog acerca de mi visión del marketing, lo tuve claro desde el principio. ¡Claro que sí! Estaré encantada de daros mi visión y de “utilizaros” como altavoz para llegar a más gente, porque lo que os voy a contar en este post debe saberse.

Antes de nada, me presento. Soy Loles Sancho, Licenciada en Marketing y Gestión Comercial y Máster en Comunicación y Publicidad Empresarial por ESIC. He trabajado como directora de Marketing y Comunicación en diferentes sectores, como el de la agricultura, el inmobiliario, el bursátil y el financiero, y en el mundo de las agencias de publicidad. Actualmente, soy consultora de Marketing y Comunicación Empresarial y formadora en diferentes escuelas de negocios y universidades. También soy  emprendedora en aitanastar.com, madre de una niña sorda, que me inspiró a escribir mi libro  “SOS Mi Hija es Sorda”, y blogger.

Me remonto brevemente al año 2000, cuando me licencio en Marketing y Gestión Comercial, y salgo por la puerta de ESIC Business School con unas ganas locas de comerme el mundo. Es ahí donde empieza mi aventura en este maravilloso mundo del marketing. Por aquel entonces no se hablaba ni de blogs, ni de redes sociales, ni de APP, KPI´s, analítica web y demás vocablos que a fecha de hoy forman parte de nuestro día a día. Entonces se llevaba el infumable catálogo de 200 páginas, los bolígrafos corporativos, las cartas postales a clientes y poco más, por lo menos en el sector en el que yo trabajaba.

Algunas empresas contábamos con departamentos de marketing, un marketing muy enfocado a producto. En casi todos los departamentos había un product manager. Se vendían los productos que se fabricaban, el marketing estaba enfocado al producto y las estrategias de marketing que utilizábamos eran, en la mayoría de los casos, PUSH. Contábamos con profesionales externos para realizar nuestras campañas: planificación publicitaria, creatividades, producción de cuñas de radio, impresión… Todo iba rodado cuando lográbamos formar un buen equipo con la agencia de comunicación que teníamos subcontratada. Ellos eran los especialistas en cada una de las áreas: el director de arte, el creativo, el copy, el maquetador, etc. Y confiábamos plenamente en ellos, porque eran los especialistas. Pero 16 años después, todo esto casi ha pasado a la historia. Los profesionales de marketing trabajamos, casi más, en acciones de marketing online que offline. Esto hace que contemos con nuevos canales de promoción y venta, con un cliente mucho más exigente, con una mayor competencia debido al “bajo” coste del marketing online, y un largo etc. que ha hecho, que muchos “marketeros de la vieja escuela”, como yo, tuviéramos que formarnos de nuevo y reconvertirnos a”marketeros 2.0”.

El ‘hoy’ del marketing online

¿Pero qué sucede hoy? ¿Qué es lo que veo en mi día a día con las empresas y en las aulas? Que el marketing, con la llegada del marketing online se ha “prostituido”. Y es una opinión personal y una reflexión que deseo compartir con vosotros. “Cualquier empresa” tiene un sobrino, cuñado o informático que les lleva el marketing online. ¡Esto me enerva! No puedo evitarlo, lo siento. Para muchas de estas empresas, el marketing online  es sinónimo de tener presencia en redes sociales.

En un porcentaje muy alto de las empresas con las que yo he contactado he percibido  falta de estrategia, de formación y una carencia brutal de visión 2.0. Sin estas 3 variables no hay buen marketing hoy en día. Muchas empresas siguen haciendo marketing enfocado a producto, cuando ahora lo que toca es hacerlo enfocado a cliente. Están desfasadas, su marketing es “viejuno”. A muchas empresas les cuesta definir su Buyer Cliente. ¿No es increíble? No saber cómo es esa persona que compra o puede llegar a comprar tu producto. Y si ya hablamos de análisis de campañas, apaga y vámonos.

Ojalá, yo en el año 2000 hubiera dispuesto de todas las herramientas de medición que hoy en día pone en mi mano el marketing online y de la capacidad de segmentación de la que disponemos para personalizar nuestros mensajes y acciones en los diferentes canales. ¡Otro gallo hubiera cantado! Sobre todo cuando mi jefe me decía: “¡Quiero saber lo que he vendido gracias a los bolígrafos corporativos que hemos repartido en la feria!”

No quiero generalizar, por supuesto que hay empresas que lo están haciendo genial, y profesionales que les asesoran como toca. Pero estaréis de acuerdo conmigo en que hay empresas que están a años luz y que deben ponerse a trabajar ya, porque en breve estarán totalmente fuera de mercado si no empiezan a trabajar su marketing online. Y deben confiar en los profesionales de hoy, que son los que estamos formados y preparados para asumir estos retos.

Al igual que yo confié en la persona que diseñaba mis cuñas de radio, hoy pido a las empresas que confíen en mi para trabajar su marketing online.

En poco tiempo van a faltar mentes especializadas en marketing online. No vamos a ser capaces de absorber toda la demanda, por ello, animo a que la gente se forme, que aprendan de los que hoy estamos en el mercado y que sepan que el futuro de las empresas va a depender, en gran medida, de su bien hacer en marketing online.

Artículo de Loles Sancho. Puedes seguirla aquí: Lolessancho.com @lolessancho

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *